Saltar al contenido
Seremos enfermeros

Anatomía de la columna vertebral

31 de mayo de 2021

La columna vertebral esta formada por vértebras y la médula espinal, que la rodea y protege. La columna vertebral funciona como una vara fuerte y flexible con elementos que permiten moverse hacia delante, hacia atrás, hacia los costados y rotar.

Además de rodear y proteger la médula espinal, la columna vertebral sostiene la cabeza y sirve como punto de inserción para las costillas, la cintura pelviana y los músculos de la espalda y extremidades superiores.

La columna vertebral del esqueleto adulto tiene 26 vértebras:

  • 7 vértebras cervicales
  • 12 vértebras torácicas
  • 5 vértebras lumbares
  • un sacro, que está formado por cinco vértebras sacra fusionadas
  • un coxis, que está formado por cuatro vértebras coxígeas fusionadas.

Las columnas cervical, torácica y lumbar son móviles, mientras que las del sacro y coxis no lo son.

Curvas normales de la columna vertebral

Cuando se observa la columna vertebral de lado, pueden verse cuatro curvaturas. Las curvas cervical y lumbar que presentan concavidad anterior y las curvas torácica y lumbar que presentan concavidad anterior.

Lasa curvas de la columna vertebral la fortalecen, ayudan a mantener el equilibrio en posición erguida, absorben los impactos al caminar y contribuyen a prevenir fracturas vertebrales.

Discos intervertebrales

Los discos intervertebrales se encuentran entre los cuerpos de vértebras adyacentes, desde la segunda vértebra cervical hasta el sacro. Cada disco presenta un anillo fibroso externo formado por fibrocartílago que se denomina anillo fibroso y una sustancia interna blanda y muy elástica que se denomina núcleo pulposo.

Los discos forman fuertes articulaciones, permiten diversos movimientos y absorben el impacto vertical.

Dado que los discos intervertebrales son avasculares, el anillo fibroso y el núcleo pulposo dependen de la irrigación de los cuerpos vertebrales para obtener oxígeno y nutrientes y para deshacerse de los nutrientes.

Partes de una vértebra

Las vértebras de las diversas regiones de la columna presentan distintos tamaños, formas y características, pero sus características básicas son similares.

Cuerpo vertebral

El cuerpo vertebral es la porción anterior gruesa y con forma de disco, es la parte de la vértebra que soporta el peso. Sus superficies superior e inferior presentan rugosidades para la inserción de los discos intervertebrales cartilaginosos.

La superficie anterior y las superficies laterales contienen forámenes nutricios, aberturas a través de las cuales los vasos sanguíneos aportan nutrientes y oxígeno al tejido óseo y remueven el dióxido de carbono y desechos.

Arcos vertebrales

Desde el cuerpo vertebral, se proyectan hacia atrás dos apófisis gruesas y cortas, los pedículos, que se unen con las láminas para formar el arco vertebral. El arco vertebral se extiende hacia atrás del cuerpo de la vértebra, juntos, el cuerpo vertebral y el arco vertebral rodean la columna para formar el foramen vertebral.

Este foramen contiene la médula espinal, tejido adiposo, tejido conectivo areolar y vasos sanguíneos. En conjunto, los forámenes vertebrales de todas las vértebras forman el conducto vertebral.

Los pedículos muestran una concavidad superior y otra inferior, que se denominan escotaduras vertebrales. Cuando las escotaduras vertebrales están apiladas, forman aberturas entre vértebras adyacentes a ambos lados de la columna. Cada abertura, llamada foramen intervertebral, deja pasar un único nervio raquídeo que transmite información desde la médula espinal y hacia ella.

Apófisis

Desde el arco vertebral, se proyectan siete apófisis. En el punto en el cual se unen la lámina y el pedículo, de cada lado, se extiende hacia afuera una apófisis transversa.

De la unión entre las láminas, se proyecta hacia atrás una apófisis espinosa. Estas tres apófisis actúan como puntos de inserción muscular. Las otras cuatro apófisis vertebrales se articulan con otras vértebras, por encima o por debajo.

Las dos apófisis articulares superiores de una vértebra se articulan con las dos apófisis articulares inferiores de la vértebra que se encuentra por encima. A su vez, las dos apófisis articulares inferiores de esa vértebra se articulan con las dos apófisis articulares superiores de la vértebra que se encuentra debajo.

Las superficies articulares de las apófisis articulares, denominadas facetas, están cubiertas por cartílago hialino. Las articulaciones formadas entre los cuerpos vertebrales y las facetas articulares de las vértebras sucesivas se denominan articulaciones intervertebrales.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.