Saltar al contenido
Seremos enfermeros

Enterocolitis necrosante en neonatos

25 de abril de 2022

La enterocolitis necrosante se caracteriza por diversos grados de inflamación y necrosis intestinal.

Factores predisponentes de la enterocolitis necrosante

  • Prematuridad
  • Colonización intestinal
  • Infecciones
  • Alimentación enteral con leches de fórmula
  • Hipoxia o hipoperfusión
  • Uso de protectores gástricos
  • Uso de indometacina
  • Mediadores inflamatorios
  • Exanguinotransfusión
  • Hiperviscosidad sanguínea
  • Poliglobulia
  • Persistencia de ductus arterioso

Cuadro clínico

Signos gastrointestinales:

  • Distensión abdominal
  • Intolerancia alimentaria
  • Vómitos o residuo bilioso
  • Rectorragia o sangre oculta en heces
  • Dolor a la palpación abdominal
  • Eritema o equimosis periumbilical
  • Disminución de los ruidos hidroaéreos.

Signos sistémicos:

  • Letargo o irritabilidad
  • Hipotensión
  • Mala perfusión periférica
  • Apnea o dificultad respiratoria
  • Inestabilidad térmica
  • Acidosis metabólica
  • Trombocitopenia
  • Anemia
  • Oliguria

Diagnóstico diferencial

  • Sepsis con íleo intestinal
  • Obstrucción por vólvulo, mal rotación o invaginación.
  • Perforación intestinal focal espontánea.
  • Megacolon tóxico o enfermedad de Hirschprung.

Tratamiento

Médico

Es de sostén y la mayoría de los recién nacidos con enterocolitis necrotizante pueden controlarse con tratamiento médico.

  • Control de signos vitales
  • Asegurar adecuada ventilación
  • No se recomienda el uso de CPAP porque puede aumentar la aerofagia y la distensión abdominal.
  • Analgesia con morfina o fentanilo.
  • Suspender alimentación oral o enteral y colocar una sonda nasogástrica en drenaje continuo.
  • Administración de líquidos por vía intravenosa.
  • Insertar vía venosa central.
  • Corregir la acidosis metabólica.
  • Si se detecta alteración en la coagulación puede ser necesaria la administración de plasma fresco congelado, crioprecipitados o plaqueta.
  • Corregir la anemia.
  • La dopamina y la dobutamina suelen requerirse cuando la hipoperfusión y la hipotensión arterial no se pueden corregir con la administración de líquidos.
  • Obtener cultivos y realizar tratamiento antibiótico.
  • En pacientes con formas leves suelen necesitar solo ayuno y antibióticos durante 72 horas.

Quirúrgico

Drenaje

El objetivo es descomprimir el abdomen y se indica en caso de perforación con mal estado general, que contraindica la laparotomía por el momento.

Se realizan dos incisiones en ambas fosas ilíacas, divulsionando los planos musculares y peritoneal con una pinza Halstead hasta obtener la salida de líquido peritoneal. Se colocan dos láminas de goma o sonda K30 en ambos espacios parietocólicos para mantener permeables los orificios de drenaje.

Laparotomía

Debe realizarse una vez estabilizado el estado general del paciente y sus objetivos son desfuncionalizar el intestino y restituir el tránsito intestinal mediante una ostomía proximal.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.